XXX » Cogidas > Morro de 24 años le pone una cogidota a una madura bien chichona. A ella le rebotan las tetas bien chingón.

8 min
Descripción

Este fin de semana, dos amigos no lograron entrar al antro de costumbre y terminaron en un bar para maduras. La intención era tomar unas cervezas y mirar algunas colas grandes. Sin embargo, una mujer de 38 años y grandes tetas se acercó a ellos. El amigo entendió que la mujer quería comerse al compañero, por eso los dejó solos. Apenas se había retirado de la barra, cuando la güera pechugona le mostraba los senos perfectamente esférico. Ante la vista de todos, el joven le chupaba los pezones, que estaban grandes y duros. Para evitar un escándalo público, la madura y su víctima partieron a un motel. Allí fue donde ella se llevó una gran sorpresa, el joven la empujo violentamente contra la cama. Después, la tomó del cabello, en tanto que el perforaba su chocho con una pito espectacular. De este modo el joven impactaba con fuerza y desenfreno el culo de la güera, que no paraba de gritar.