Morra amante de los disfraces no se quita el atuendo al coger, así que el morro le agujera el pantalón y la encula.
3.798 visitas
Morra amante de los disfraces no se quita el atuendo al coger, así que el morro le agujera el pantalón y la encula.

La pinche morra otaku no se quitó el disfraz de personaje de anime ni siquiera cuando el ensartaban la cabezona en el chocho. Hace un par de días una jovencita de 19 años, adicta a las caricaturas japonesas, conoció a un morro en una convención de frikis y fenómenos. A ella le gustó mucho pues según ella tenía parecido con su caricatura favorita. Desde luego que a él sólo importaba meter la verga en medio de sus pinches chichotas de vaca. Sin embargo, la morrita no se quitaba el disfraz. Estaba agachada, succionando el chorizo en su cuarto, pero no se desvestía. El amigo creía que cuando llegara el momento de perforar el chocho, podría ver el esplendoroso culo. Tampoco sucedió. Esto fue el colmo, el vato se puso violento y la empinó, luego enterró un dedo en el uniforme e hizo un agujero. Por este resquicio sumió el tolete y al chingó muy duro.

Embed