La pantufla se me llena de agua cuando te pones los calzones de corazones. ¡Ahora ven y métemela bien rico!
1.420 visitas
La pantufla se me llena de agua cuando te pones los calzones de corazones. ¡Ahora ven y métemela bien rico!

Ema es una chica de 19 años, universitaria, feminista y amante del sexo. Para complementar su personalidad, mantiene una relación libre con un compañero. A este chico lo utiliza como muñeco sexual, sólo aprecia su verga parada. Ayer lo hizo vestir un ridículo calzón de corazones. Si bien la verga no se le paraba al principio, ella se esmeró en darle un masaje delicioso. Cuando el chorizo se abultó, ella le dio una mamada por encima de la ropa interior. Gracias a este recurso, un tremendo pitote se desenrolló dentro del calzón. De tal modo, la joven lujuriosa se acostó en la cama y separó las piernas. Con la mano derecha, abrió sus labios vaginales y dijo: aquí tengo un corazón, rómpemelo a sangre fría pero con verga caliente. A su vez, el joven tomó aire y comenzó a atorar el tolete con mucha potencia. Aunque las carnes se zangoloteaban, una sonrisa de grandísima puta se dibuja en la cara de ella.

Embed