“¡A mi vieja le encanta mamar la verga con crema!, con crema de mecos dulces y cremosos. Me arrepiento de enseñarle”.
1.599 visitas
“¡A mi vieja le encanta mamar la verga con crema!, con crema de mecos dulces y cremosos. Me arrepiento de enseñarle”.

“Recuerdo que cuando éramos jóvenes mi vieja era una santa, nunca había visto una verga. Ahora que se ha vuelto vieja, también se ha vuelto una puta. Recientemente ha descubierto un placer enorme al tragar mecos. Así pues, cada vez que me mama el chorizo me obliga a eyacular dentro de su boca. Sin embargo, ella no se traga la leche de una sola vez. En su lugar, ella prefiere escupir los mecos sobre el trozo de carne. Después usa su lengua y me da golosos lengüetazos, que es cuando traga un poco de semen. Digo un poco porque mi veja reúne los mocos en su boca y los vuelve a escupir. Este es su juego, llenar mi verga de semen y luego limpiarla para volver a embarrarla. El juego se repite hasta que ya no hay más leche por tragar. Desde luego que yo lo disfruto, pero hay que tener la verga bien firme para estas cosas”.

Embed